Noticias,  Novedades

Wos y su banda extasiaron a Mar del Plata con poesía y sensibilidad

Valentín Oliva, artísticamente conocido como Wos, junto a su banda, cautivó al público que presenció el show en el Polideportivo Islas Malvinas y extasió a Mar del Plata con su performance en la que no faltó poesía, teatralidad y sensibilidad. 

El show de Wos en Mar del Plata comenzó pasadas las 21:30. De a poco las gradas y el campo se fueron colmando de seguidores y seguidoras de todas las edades.

El artista de 24 años arribó a Mar del Plata para demostrar en vivo de qué está hecho su material de estudio, formado por canciones que atraviesan varios estilos. Su impronta está sellada en las experiencias sonoras y agudas letras, aunque el pulso vital es su respiración. En su carrera, Wos cosecha dos discos de estudio: “Caravana” y el que lanzó a fines del 2021, “Oscuro éxtasis”. “Tres puntos suspensivos”, lo grabó durante la cuarentena estricta.

El joven, que prometió un show con “todos los chiches”, logró cautivar a marplatenses y turistas que presenciaron una puesta que, sin dudas, quedará en el imaginario colectivo.

Introducción al éxtasis dio la bienvenida con un show de luces azules, pero Wos no estaba en el escenario sino en una plataforma en la otra punta del estadio. Corrió por pasillos internos hasta llegar al escenario iluminado de rojo y se unió con su banda. Culpa, junto a Ricardo Mollo desde la pantalla, fue coreado de principio a fin. 

“Esto es puro éxtasis en Mar del Plata, guacho“, agitó Wos para presentar el tercer tema de la noche: Convoy Jarana. Después, con Lleno de zafiros se sinceró y sostuvo que son letras que salen un domingo y se plasman en una hoja en blanco. Y las luces de los celulares espontáneamente  iluminaron las plateas del estadio.

Wos se lució con todo su freestyle y no paró de saltar. También se dio el lujo de distorsionar la guitarra eléctrica con 40 de “Tres puntos suspensivos”. Y Que se mejoren hizo vibrar el Polideportivo. Una verdadera batalla campal de letras para confrontar a cualquier enemigo.

Wos le pidió ayuda a sus seguidores para interpretar Alma dinamita donde reflejó su espíritu verdadero. Al terminar el público no dudó en agitarla. Con Niño gordo flaco tanto el campo como las plateas bailaron al ritmo de la banda.  Y con Cambiando la piel desparramó swing rap y la pulsión de su respiración provocó que las manos de todos y todas se levanten.

La crítica e impronta social de Canguro también se hicieron presentes en Mar del Plata. “Estoy muy contento de estar acá”, dijo acompañado de su banda, integrada por Natasha Iurcovich en bajo, Tomy Sainz  en batería, Fran Azorai en teclados y Facundo Yalve en guitarra.

Durante poco más de hora y media de show, la introducción de Melón vino fue uno de los momentos más íntimos. Su familia acompañó todo el show desde una de las plateas y el artista recordó sus viajes en la infancia. Así, Mirá mamá cobró más sentido en vivo con la presencia de su madre, Maia Mónaco, hija mayor del actor y director Antonio Mónaco.

“Después de tanto tiempo sin poder hacer esto, sin encontrarnos pasando por un montón de cosas encerrados, estar acá es increíble. Seguro que este tema en ese momento los ayudó a pasarla así que gracias guachos”, cerró Wos en Mar del Plata antes de interpretar Mugre, uno de los últimos temas. Y la danza de la resistencia cerró una noche de éxtasis con el clásico Purpura.

wos mar del plata

La entrada Wos y su banda extasiaron a Mar del Plata con poesía y sensibilidad aparece primero en Noticias de Mar del Plata.

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.